hypertrofia a granel

Darwinismo vampírico: del dandy al lambeconas

Ser un vampiro es ser “cool”.

¡Ostia!Se me ha “colao” Cedric…

Quiero decir, ¿alguién quiere ser convertido en chupacabras?

El caso es que, a pesar de ser los guays en la fiesta de halloween del averno, los vampiros han ido saliendo mejor o peor parados según quién los plasme en la pantalla, grande o pequeña.

No vamos a hacer un análisis exhaustivo. Vamos a hacer el análisis que a mí me dé la gana.

Grande seres vampíricos fueron los de la Hammer. Clásicos y sobrios, unos dandys entre los suyos. Veáse al ligoncete, por ejemplo, de Drácula y las gemelas (imperdibles las escenas de noche grabadas de día). Pero sin duda, la OBRA –lo pongo con mayúsculas, porque es todo un concepto- es Kung-fu y los siete vampiros de oro.

Ojo al concepto música-vídeo

 De estos vampiros clásicos, pasamos ya directamente, sin anestesia ni nada, a otros más postmodernos, por llamarles algo. Tenemos a un oxigenado inglés maleducado

También se nos aparece en visiones marianas un vampiro con alma -ojo al dato- al que le sienta tan mal consumar sus relaciones que se convierte en un demoño (tomad nota, ¡depravados! Así sabréis a lo que ateneros cuando los impulsos más bajos os dominen)

Y a Blade, un híbrido-vampiro, negro (lo digo sin acritud) y de gafas de sol

Una imagen vale más que mil palabras

Pero los vampiros modernos no se dedican sólo a investigar crímenes, a cazar a otros vampiros, o a perseguir su alma. No, ¡¡los vampiros modernos se embadurnan en purpurina para brillar bajo el sol!!

Pareja estupenda para epilépticas

Este espécimen es a los vampiros, los que los perros “lambeconas”(*)son a la raza canina.

Pero no os creáis que esto se queda aquí. En Corea tenemos hasta vampiros fiscales

Y al ladito, en Japón, los vampiros modernos se dedican al negocio de los acompañantes masculinos

¡Qué estética!

Sé que hay muchos más, pero no me apetecía buscar (ya sabéis que a mí lo de rememorar y escribir a la vez me fatiga)

El caso es, ¿qué tipo de vampiro os apasiona más? ¿El dandy de capa elegante; el postmoderno poligonero; el lambeconas o el gigolo? O preferirías hacer un híbrido entre varios tipos de chupasangres. ¿Qué saldría de un hijo entre Blade y Edward Cullen? ¿Alguién se atreve?

Traducción: “Lambeconas” vienen a ser los perros patada. Como ejemplo, veáse un yorkshire que una señorona rubia pasea en su regazo.

Créditos. Vídeo youtube de Dallasty; vídeo de Youtube de mayries05

Anuncios

11 pensamientos en “Darwinismo vampírico: del dandy al lambeconas

  1. En este caso, se trata de un claro ejemplo de darwinismo inverso. Los vampiros del nuevo siglo se han convertido en unos lambeconas y no precisamente en el sentido canino de la expresion. No puedo imaginar peor involucion que pasar del Nosferatu de Murnau a Robert Pattinson. Ahora los vampiros no generan terror, dan noxo. (Y la culpa es de buffy)

    • Cierto es que el Nosferatu de Murnau es mucho Nosferatu. También es cierto que en mi análisis me salté a todos los grandes como Bela Lugosi o Christopher Lee…Se merecen otro post, no este. No se merecen ir con “nenazas”.
      De Buffy tendré que hacer otro análisis pormenorizado para ilustrar al mundo sobre una serie tan grande jajajajaja. Aguardad ansiosos

  2. ¡¡Pero cómo te atreves a decir eso!! A tan poco tiempo de sacar la última película de la saga Crepúsculo, son capaces de picarse y alargar este castigo dos películas más.

  3. A mi me gustan los vampiros elegantes del estilo de Bela Lugosi, pero no es mi preferido porque no me da el miedo suficiente.
    También me gusta el Drácula de Coppola, elegante y malrollero. Este sí que me aterroriza, el demoño con moño, pero se pasa…
    Por tanto, voy a nombrar como señor de las ratas penadas y príncipe de la oscuridad a mi querido: Sir Christopher Lee SARUMAAAN. Hay que reconocer que como villano no tiene precio: puede ser Drácula, hacer de Rasputin o diseccionar a Guizmo (¡este hombre no tiene corazón!).
    Y solo me queda añadir que le chuparía la sangre a aquel/aquella al que se le ocurrio la idea “brillante” de cubrir a los vampiros de lentejuelas.

  4. Coño, faltan todos mis preferidos!!!
    el drácula yeye:

    el Condemor

    Vladimir Dragosan

    y el mejor vampiro negro de toda la historia (Blade? quien es ese?): Blacula

    • Enormes documentos. No incluir a Blacula es un error enorme. Es historia. Y Condemor, por supuesto, es otro fallo garrafal.
      Lo que no conocía era tremendos temazos. El de Pajares me sublimó. Un vampiro con melena, que come queso, viaje en un 600 y hace poesía (“Soy moderno, soy eterno”) se merece toda nuestra admiración. Especialmente porque usa una expresión tan yeyé como beber whisky “a gogo”.
      “Paca te clavé la estaca” debería pasar a los anales de la música y de la literatura. “Soy un insecto salido que va a clavarte la cosa…”. Sencillamente impresionante.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s